El Cassius Clay de la canasta

Quizá fue porque el baloncesto norteamericano aterrizó en España con el All Star de 1988 mientras que los mejores años de la carrera de esta leyenda transcurrieron en el recóndito Medio Oeste en una franquicia recién nacida ligada a una ciudad a la que se conoce como la capital de la cerveza durante una década, la de los setenta, en la que la NBA hubo de competir con una mucho más espectacular liga ABA en la que impresionantes atletas (Julius Erving o David Thompson entre otros) machacaban el balón tricolor enardeciendo a toda la grada. Estoy seguro de que fue por esta anacronía que las paredes de las habitaciones de los adolescentes que crecieron viendo Verano Azul todas las tardes no estaban repletas de retratos de este mito.

Supongo que no os harán falta muchas más pistas para identificarle. Nacido en Nueva York y bautizado al catolicismo, se convirtió al islamismo cuando era entrenado por un integrista de los banquillos, John Wooden, en la Universidad de California Los Ángeles. Allí consiguió tres títulos universitarios de tres intentos, fue elegido dos veces el mejor jugador del campeonato y se ganó, por aquella estancia, el reconocimiento como jugador más destacado de la historia de la NCAA.

Ya lo tenéis, ¿verdad? Rookie del año y MVP del campeonato en su segunda temporada en la que formó una dupla imparable con el señor del Triple Doble, un tal Oscar Robertson. 2, 18 metros de altura y una gran envergadura le convirtieron en un enorme intimidador. Un talento innato para dominar su cuerpo le ha permitido ser el máximo anotador de los sesenta y cuatro años de historia que tiene la mejor liga del mundo.

Si existen premisas universales para considerar a un jugador como una leyenda creo que Ferdinand Lew Alcindor, Kareem Abdul Jabbar, reúne todas ellas. Sus récords individuales, como el de máximo anotador o taponador de la historia (como bien apunta Mo Sweat superado ya por Hakeem Olajuwon), hablan por sí solos de su labor sobre el parqué. Sus seis anillos (uno con Milwaukee y cinco con los Lakers) son síntomas inequívocos de que Kareem no sólo era muy bueno, sino que además sabía lo que debía aportar en cada momento para que sus equipos ganasen. Su longeva carrera, diecinueve años, indica que fue un profesional. Su "sky hook" es simplemente música imperecedera, una herencia a la que podemos acceder todos a través de los vídeos.

Eso en cuanto al Kareem Abdul Jabbar jugador de baloncesto, pero su mito se alimenta no sólo de ganchos y mates, tapones o rebotes. Es más, para muchos, su labor contra el segregacionismo le eleva a una categoría superior. Descendiente de esclavos africanos destinados a la isla de Trinidad, su labor por la comunidad afroamericana no ha sido lo suficientemente valorada.

Copiloto del avión de "Aterriza como Puedas" y mentor de algunos fiascos como Jerome James o Michael Olowakandi, Kareem también puede presumir de haber superado un cáncer que afectaba a sus huesos y a su sistema linfático. Su labor como novelista ha obtenido un gran reconocimiento y sus actividades benéficas le definen como persona.

Hace pocos meses, desconozco si llegará a España, presentó un documental producido por él mismo sobre el primer equipo profesional integrado en su totalidad por jugadores negros, los Harlem Rens que en una época, la de la Gran Depresión, de auge racista lucharon por hacerse un hueco en un deporte como el baloncesto al son de un nuevo estilo de música al que, pronto, también los blancos se rendirían, el jazz.

Más que un jugador, un humanista, un hombre total al servicio de sus orígenes y muy religioso. Una leyenda que nos dejó mucho más que un gancho indefendible y numerosas marcas batidas. Un servidor del ser humano que entendió que era en torno a una canasta donde mejor podía desempeñar su misión. 



UN ABRAZO Y BUEN BALONCESTO PARA TODOS

16 comentarios:

Mo Sweat dijo...

Absolutamente de acuerdo en todo... yo incluso llevo tiempo defendiendo fervientemente que Kareem es el mejor jugador de la historia del baloncesto.

Nadie tiene más MVP's, ni ha anotado tantos puntos... y me atrevería a decir que de haberse contabilizado los tapones desde 1970 aun sería él el máximo taponador de todos los tiempos.

Un mito en toda su extensión; en los 70 anotaba tantos puntos como el mejor Michael Jordan, pero además capturaba 15 rebotes, ponía más tapones que nadie y encima daba muchísimas asistencias para ser center.

Su sky-hook es inmortal e imperecedero como la trompeta de Louis Armstrong.

Saludos.

JordanyPippen dijo...

Siento discrepar pero el mejor con diferencia de todos los tiempos es Michael Jordan!!!

Javier Palao dijo...

Bueno, no entraré al trapo (demasiado) con lo de Kareem como mejor de la historia... Creo que es evidente la diferencia entre MJ y Jabbar. Jordan inventó mucho más que un gancho imparable, inventó al JUGADOR IMPARABLE. Sin duda era mejor defensor que Jabbar y en la era donde más talento ha habido sobre una cancha. Los 80-90. Por si acaso aquí tenéis una comparativa de MJ con los mejores de la historia, donde nadie iguala (ni el actual KOBE) a MJ con sus 6 MVP de las FINALES y sus números en defensa:

http://www.michaeljordansworld.com/comparison_nba_stars.htm

En cualquier caso, Kareem no solo fue grande dentro y fuera, si no que creó el tiro más imparable del baloncesto con su Sky hook. Veo en mi buen compañero de equipo, César, a Kareem cada vez que lanza su gancho. Que maravilla!!

Pero sin duda, si me quedo con algo de este larguiducho, palo escoba de tanto talento, es con su aparición no solo en aterriza como puedas, si no en JUEGO CON LA MUERTE, en la que interpreta a un malvado villano que se enfrenta al mismísimo Bruce Lee. Por cierto, decir que Kareem era alumno de Lee en la realidad.

Grande Kareem, y grande JJ. Muy buena entrada, en un merecido homenaje.

Juan José Nieto dijo...

Ahí tenéis la encuesta para situar a Kareem en su lugar en la historia. Creo que el haber jugado sus mejores minutos en la década oscura de los setenta no le ayudó en absoluto y también he de decir que Magic Johnson y Worthy eclipsaron en cierta medida su aportación en los anillos de los Lakers. Para mí entre los cinco mejores de la historia. Claramente.

Gracias por el aporte cinéfilo Javi, y por el aporte estadístico Mo Sweat. Gracias a todos.

Explorador dijo...

Yo también pienso que está menos valorado de o que debiera. Un tipo que obligó a cambir las normas para igualar la competición...increíble. Y además, en el juego de Celtic Vs Lakers era el más imparable ajajajaja.

Un saludo :)

Óscar Gaspar dijo...

Estamos hablando de uno de los más grandes de la historia, sino el que más.

Su skyhook mítico y su presencia poderosa en la cancha eran demasiado para los rivales.

Corroborar lo que dice el amigo Mo Sweat.

PD:Te he agregado al blogroll para poder seguirte más facilmente. ¿Estarías interesado en agregar mi blog?

Un saludo.

Mo Sweat dijo...

Bueno, discrepo bastante con esta frase de Javier: """Jordan inventó mucho más que un gancho imparable, inventó al JUGADOR IMPARABLE"""

Esto corrobora la imagen que tienen muchos en la actualidad de Kareem, el gancho...

Kareem no era sólo el gancho; es más, el gancho fue en parte sólo una forma de salir del paso en una competición que le prohibió machacar para intentar paliar un poco su imparable dominio sobre el resto de los mortales. Ahí fue que pulió tanto el sky-hook.

En la NCAA jamás ha habido un jugador tan dominante y determinante como Lew Alcindor. Mientras él estuvo en UCLA, el equipo fue campeón siempre y apenas perdió 2 partidos en todos esos años.

Quizás lo que le hizo más daño fueron esos años en los Lakers pre-Magic en los que no ganó nada a nivel colectivo, pero es que esos Lakers salían de su era dorada con tipos como Chamberlain, West y Baylor y aparte de él no tenían nada más...

Yo sigo pensando que se menosprecia demasiado a Kareem...

Juan José Nieto dijo...

No tenía pensado que este post abriera este debate sobre los mejores de la historia pero bienvenido sea.

Empiezo por el final dándole la razón a Mo Sweat en que Kareem era mucho más que un gancho. Era un increíble pasador, podía lanzar tras media vuelta en suspensión, fintar una y otra vez hasta acabar con un mate (a lo Shaquille para hacernos una idea) y corría muy bien la cancha incluso en sus últimos años en los Lakers.

También coincido con el Explorador y quizá se me pasó hacer mención a la prohibición de mates que incorporaron en la NCAA a raíz de su llegada y que a la vista de sus tres campeonatos no le incomodó en absoluto. Y es cierto que Parish se las veía y se las deseaba para pararle y que además tuvo que practicar su "tiro arcoiris" frente a un entrenador que sujetaba una escoba para poder superar a Kareem en ataque.

Infravalorado, seguro. ¿El mejor? Para mí no y es que Michael Jordan podría haber roto los records absolutos de haberse librado de su lesión en el pie durante su segundo año, de no haber pasado la crisis de identidad tras la muerte de su padre que le hizo "perder" un año y medio en su época dorada y si hubiera continuado un par de años en los Bulls en el caso de que Jerry Krause hubiera accedido a pagar el salario que demandaba Phil Jackson en 1998.

Un saludo y por supuesto, ya estoy siguiendo tu blog Óscar.

sraly dijo...

Ojito, estamos hablando de un zagal que dominó el baloncesto durante dos décadas, casi nada y que fue determinante con 40 primaveras hasta el final de sus días (baloncestísticos). Y eso no lo puede decir ni Blas. Encima fue una persona con conciencia y coherente con sus pensamientos, algo que me gustaría que tuvieran en un 1% cualquier estrellista de medio pelo de la NBA.

Grande Carin!!! Grande Sweet Moe!!!!

P.D: Por cierto, enhorabuena por ganar la BAMBU LEGENDS, me he quedao impresionado

Juan José Nieto dijo...

Pues efectivamente sraly, un gran jugador, que se cuidó, que no tuvo lesiones y un verdadero activista en pro de la justicia social. La postdata no la entendí muy bien, pero en fin, gracias.

Javier Palao dijo...

Mucho me temo que se ha malinterpretado mi comentario anterior...

Kareem, siempre será uno de los más grandes. Por hechos, posiblemente uno de los 3 mejores Pívots de la historia. Seguro entre los 20 mejores de la historia. En su época, durante varios años el mejor.

Sin duda no era solo un Skyhook, yo he visto muchos y muchos partidos de Kareem, y muchos de ellos en directo (desde el '88)en sus últimos años.

Pero quiero ser justo, y no puedo igualar a Kareem, un tío con clase, inteligencia, con buenos fundamentos y con una ALTURA que condicionó el juego en los 70. Con la calidad de otros grandes como Olajuwon. Creo que Kareem era una tabla, con movimientos muy buenos, pero muy limitados, de reverso difícil y en una época más fácil físicamente y técnicamente.

En los 70 Chamberlain y Jabbar no tenían muchas dificultades salvo en 2 ó 3 equipos (grandes duelos de Rusell), pero muestra de ello son los 22 rebotes de media de los 2 últimos. Los afroamericanos estaban llegando como quien dice, y los que sobrepasaban los 2'10m eran imparables.

Si yo pongo a Olajuwon o a mi querido Ewing (sin anillos pero con mi respeto total), a jugar hoy en día con Howard o Gasol, no se notaría el paso de los años, pero Kareem que, insisto, era genial, Hubiera tenido que adaptarse mucho más por sus limitaciones de movilidad y su defensa, que hoy no sería tan espectacular, ya que gente como Kobe, Wade o incluso ROSE están acostumbrados a pasar por encima a estos colosos. Y todo esto me lleva a JORDAN.

De entrada decir que es más fácil anotar siendo pívot en los 70, que escolta en los 90. O en cualquier época por distancia al aro... Respecto al % de acierto.

Jordan fue el primero en machacar por encima de Manute Bol, Ewing, Kareem, Olajuwon, Robinson y Shaq. Si Jordan jugara hoy en día con las defensas zonalesy los 3sg defensivos, metería 40 en cada partido. Jordan era mejor defensor, mejor pasador, mejor anotador y sin duda en la época con más talento de la historia del baloncesto, donde los escoltas estaban de moda, el físico de gimnasio era clave y los aros se protegian con la vida (los BAD BOYS). Jordan puso de moda a los EXPERTOS DEFENSIVOS que hoy tanto se utilizan contra los Kobes, LeBrones, Nowizkis, etc.

Por eso creo que Kareem está en su lugar, entre los 10 ó 20 mejores de la historia según gustos. Yo pongo antes a Olajuwon por su juego de pies, por su tiro de media distancia y su época, pero estadísticamente, sin duda es inferior.

Pero si es por estadística, Kareem no tiene nada que hacer con MJ, bueno, Kareem ni nadie.

6 MVP de finales, 5 MVP de Liga, 6 Anillos, Jugador defensivo del año, Rookie del año, máximo promedio de anotación de la historia en liga y play off, 3º en la historia en ROBOS de balón, y un etc. Interminable como el actual record NBA de 9 veces en el 1er cinco defensivo...

Bueno este es un buen face to face:

http://www.youtube.com/watch?v=h0j3CCEnSGE

Saludos

LaFura dijo...

Llego tarde al debate (para variar).

No veo de justicia el comparar a M. Jordan y Kareem, pues jugaban en distintas posiciones y en épocas totalmente diferentes.
No aportaré nada en lo deportivo y estadístico, pero si me gustaría destacar algo más (que personalmente creo que es importantísimo) de K. Abdul-Jabbar.

Fue sobre los hombros de este jugador sobre los que se sostuvo y mantuvo esa NBA de los 70.
Una NBA deficitaria económicamente ablando, en grabe crisis existencial y con la identidad y prestigio bajo mínimos. Una Liga que generaba más noticias fuera que dentro de las canchas, donde los escándalos sexuales y de drogas eran más que frecuentes y donde un nuevo estilo musical, tan revolucionario como agresivo había desbancado al Blues y Soul como bandera, convirtiendo a las nuevas generaciones de jugadores en algo desbocado e incontrolable que nunca se había visto en el deporte profesional.

Estoy totalmente convencido de que si en aquella época de desmadres y abusos no hubiese existido un icono como K. Abdul-Jabbar (que sirvió de puente entre esa generación y la de Magic-Bird), tal vez la actual NBA no tendría nada que ver con lo que conocemos hoy en día.

http://www.youtube.com/watch?v=gjKFCYzqq-A

http://www.youtube.com/watch?v=5YXPJOUD7G0

http://www.youtube.com/watch?v=_L4NJOGdZY8&feature=related

Mo Sweat dijo...

Puedo llegar a concebir que se ponga a Jordan por delante de Kareem... o Magic o Wilt Chamberlain, ya que cuando llegas a estos niveles ya es cuestión de gustos personales... pero ¡¡¡Kareem entre los 10/20 mejores de la historia!!!

Entre los 20 mejores de la historia se pueden llegar a colar Isiah Thomas, Shaq, Havlicek o Elvin Hayes, pero Kareem como mínimo debe estar en el Top 5, entendiendo que se prefiera poner antes que él a alguno de los primeros citados.

Es evidente que en los 70 no había el mismo nivel de musculación que ahora, pero eso no quiere decir nada, está claro que de estar jugando Kareem o Wilt en la actualidad estarían siguiendo los mismos programas de entrenamiento que los demás jugadores actuales, con lo que tendrían el físico completamente acorde con lo que hay hoy en día.

PD: Y no se que quieres que te diga, Javier, debo de ser muy duro de mollera, pero veo el palmarés de Jordan y no lo veo superior al de Kareem, en todo caso son bastante acordes.

Igual que tu citas cosas como los robos de balón o los promedios de anotación, yo también puedo decir que Kareem está en posiciones bastante altas en varios rankings históricos, como los rebotes, tapones o el % de tiros de campo.

Además es el primer pívot que aparece en la tabla histórica de asistencias; por delante de él sólo bases y algun ilustre como Pippen o Bird.

Por cierto: Tabla histórica de asistencias - 35º Jabbar con 5660, 36º Jordan con 5633.

¿Jordan mejor pasador?... no creo, siempre suelen dar más asistencias los exteriores que los interiores. ¿Que Kareem jugó más temporadas?... sí, pero hay que tener en cuenta que Jordan amasaba el balón el partido entero, mientras que Kareem sólo creaba juego cuando recibía en el poste bajo.

Saludos.

Javier Palao dijo...

Mo sweat, me vuelves a malinterpretar, como decía entre los 10-20 "SEGUN GUSTOS". Por estadística claro que está entre los 3-5 mejores.

Pero por lo demás no paso. Mejor pasador... Mira las MEDIAS, porque jugando 20 temporadas hasta yo doy tantas asistencias... Era un pívot pasador excelente (no tanto como Webber por ej...), pero no hay comparación...

Que Jordan acaparaba más la bola... Bueno, de entrada no jugaba con Magic, Worthy, Scott... Pero a parte, pues dile a cualquiera que meta + de 30, y de casi 6 asistencias, a ver quien lo hace... Y después que defienda como un león 40m, porque Jordan es el ÚNICO en la historia en conseguir + de 100 tapones y 100 robos en una temporada... Y encima con más del 50% de acierto de tiros de campo... (Pobre Kobe...)

Y en cuento a palmarés, pese hay que Jordan es muy superior en casi todo lo referente a anotación y records, debería valerte con:

6 MVP de 6 finales - Jordan
2 MVP de 8 finales - Jabbar

Por algo será, no??

Para empezar Jordan mejoraba sus nº en play off y Kareem los bajaba....

En serio mira este enlace, ENTERO y tendrás tu respuesta:

http://www.youtube.com/watch?v=h0j3CCEnSGE

Está todo contrastado, puedes mirarlo en NBA.com o en ESPN/Yahoo stats.

Saludos!

Juan José Nieto dijo...

Me encanta el debate y vuestros argumentos son sólidos, aunque como casi siempre tienen una doble lectura.

Por otra parte Mo Sweat, coincido en lo del tema físico, aunque tengo mis dudas sobre de dónde sacaría Wilt el tiempo para ir al gimnasio. Tendría que dejar a alguna de sus muchos mujeres, ¿no crees? jeje.

En el tema asistencias, como no estoy de parte de nadie, creo que los dos fueron muy buenos pasadores para su posición. Para Kareem dar asistencias para tiros exteriores no era complicado en un período de la NBA en que se flotaba mucho más y para Jordan tampoco porque siempre tenía dos jugadores libres debido a que muchas veces le hacían un 3x1.

No hay que olvidar tampoco los tres títulos de Jabbar. Bien secundado y bien entrenado, es cierto, pero Jordan tampoco jugó en una Universidad menor y sólo se pudo hacer con un título con el tiro ganador pero a la sombra de Worthy.

En definitiva, dos grandes del baloncesto cuya leyenda ha traspasado las fronteras de la cancha y gracias a los cuales nuestro deporte se ha ido haciendo cada día más grande.

Mo Sweat dijo...

Pues sí, Juan José, tu última frase lo resume a la perfección. Yo no voy a entrar más al debate, porque jamás nos pondríamos de acuerdo.

Vamos a dejarlo en que ambos son de los mejor de lo mejor que se ha visto a lo largo de la historia del baloncesto. Cada uno en su puesto, cada uno en su época...

Saludos.

Publicar un comentario