El bloqueo directo. San Antonio Spurs.





Hay veces en que, por mi defensa de la recuperación del juego uno contra uno, de los duelos individuales dentro de un deporte colectivo, parece que me posiciono en contra de la utilización del bloqueo directo. Y no es así. Si acaso me hastía el abuso de este recurso, el que los sistemas de los equipos prevean una cantidad ingente de movimientos para culminar prácticamente todos en una situación de pick and roll, pick and pop o cualquiera de sus variantes.

Ahora bien, su uso parece inevitable y se remonta, aunque el dato no es del todo fiable, a los años veinte del pasado siglo. Sin embargo, hasta convertirse en una moda tendría que esperar. Y es que si Adolph Rupp lo adoptó como un sistema dentro de los muchos que utilizaría en la Universidad de Kentucky a caballo entre los años cuarenta y cincuenta, sería la pareja Stockton-Malone la que más contribuyó a su popularización.

Su uso, además de inevitable, es lógico. Sus ventajas son innumerables y van desde lo más obvio; la interposición de un cuerpo en la trayectoria del defensor del balón o la obligación de hacer salir a defender a un jugador grande al perímetro, hasta lo más sofisticado; el aislamiento de parte del “stuff” defensivo y la mejora, a raíz de ello, de los espacios para atacar.

Si en la actualidad hay un equipo que domine la situación de pick and roll como inicio del juego ofensivo, planteándola como lo que es, un sistema de ataque que involucra a cinco jugadores y que genera una ventaja primigenia a la que luego dar continuidad, ese equipo es San Antonio Spurs. Los chicos de Popovich, aunque eliminados en la primera ronda de playoff por un conjunto mucho más atlético, demostraron durante los siete partidos de que constó el enfrentamiento, dominar la coreografía del pick and roll. A continuación os voy a mostrar los esquemas más habituales que utilizan para sacar el máximo partido del talento de sus jugadores y del reducido espacio de la cancha para, por último, mostraros un vídeo con numerosos cortes de la mencionada eliminatoria.

1. Esquinas ocupadas. Postes asimétricos. Dinamismo vertical y horizontal (gráfico).



Aunque, probablemente debido a la pareja de pívots a la que se enfrentaban, repitieron poco este dibujo durante la eliminatoria que he analizado, este esquema es uno de los más utilizados por el equipo tejano a lo largo de la temporada. Consiste en un bloqueo directo central que culmina, en función de las alternativas defensivas en un movimiento complementario de los postes alrededor del contorno de la zona. El hecho de que las esquinas estén ocupadas por tiradores dificulta las ayudas y hacen de los codos de la zona fantásticas zonas para recibir y atacar el aro.

video


2. Bloqueo directo lateral con la esquina de lado balón liberada.



Este es el dibujo que más se repite durante un partido de los Spurs. Lo juegan directamente en llegada o tras una inversión. El otro poste se esconde y juega apariciones a la espalda o en la región del tiro libre. Dos buenos tiradores abren el campo y dificultan las ayudas que habrán de ser necesariamente largas. Los Clippers, en la eliminatoria estudiada, tardaron en darse cuenta de la necesidad de negar este bloqueo obligando a los Spurs a convertirlo en un lateral guiado a fondo aunque, aun así, los de Popovich encontraron soluciones exitosas.

video


3. Bloqueo directo lateral o central con dos jugadores a la cara y uno a la espalda.



Situación típica en la que el equipo juega con una sola referencia interior y cuatro jugadores exteriores con amenaza de tiro. Nuevamente, si la defensa es agresiva a balón, se genera una situación de dos atacantes con un defensor en el lado fuerte, lo que provoca muchas dificultades a la defensa. La negación del bloqueo, bien a través de lo que en la jerga se conoce como “blue”, o bien la conversión del mismo, pasando de tercero o de cuarto y forzando el repick, obliga a jugar hacia la esquina ocupada y contar con dos jugadores en el lado de ayuda capaces de “golpear” la continuación y de evitar pases directos a los tiradores.



4. Continuación corta con dos jugadores a la espalda.



Cuando el esquema es el contrario y el bloqueo se dirige hacia donde solo hay un jugador dejando, en cambio, dos a la espalda, la norma pasa, en caso de defensas agresivas, por jugar continuaciones cortas, en la región del tiro libre, desde las que un hombre grande y buen pasador, con capacidad de poner el balón en el suelo, puede generar verdaderos desequilibrios atrayendo a los defensores del lado débil.

video


5. Situaciones novedosas.

Aunque el uso del pick and roll por parte de los San Antonio Spurs es bastante clásico (en el buen sentido) también emplearon situaciones diferentes como bloqueos consecutivos, bloqueos entre grandes y bloqueos de dos acciones, que son aquellos en los que el bloqueo directo coincide con una situación diferente en el lado contrario de flare, (bloqueo ciego para caída de exterior) pin down o preparación de un bloqueo directo dinámico tras inversión. Se trata de una jugada muy difícil de defender porque los jugadores han de transformar muy rápido sus posiciones y su mentalidad desde el lado de balón hasta el lado de ayudas.

*Situación particular conocida como "pick the picker" en la que el bloqueador luego recibe un bloqueo ciego. Dificulta mucho las segundas acciones defensivas. 

Sin duda, un tratado sobre cómo emplear el bloqueo directo en nuestros equipos que queda mejor reflejado en este vídeo. Fíjense sobre todo, en los tres jugadores que están alejados del balón, en sus posiciones y sus movimientos.




UN ABRAZO Y BUEN BALONCESTO PARA TODOS

0 comentarios:

Publicar un comentario